Con el nuevo año, nos planteamos nuevos retos, metas y propósitos…por qué no un cambio en casa?

Reconoce que aquellos muebles que compraste en su momento, hace años que pasaron de moda…cámbialos! Puedes restaurarlos, pintarlos, o directamente cambiarlos por otros! Ahora hay muchas opciones y muy bien de precio…En otro momento publicaré un post con tiendas low cost donde comprar a precios económicos.

Hoy quiero mostraros el antes y después de un salón, para que veáis cómo puede cambiar un espacio dándole una mano de pintura y cambiando unos muebles desfasados, oscuros y muy cargados por otros más claros y livianos…Si además, tiramos parte de uno de los tabiques que unen el salón con la cocina, tenemos casa nueva!PhotoGrid_1451164656454[1]

PhotoGrid_1451164687956[1]

Si os fijáis, no se ha cambiado ni suelo ni disposición de los muebles…la mesa sigue estando en el mismo sitio, incluso el aparador! Simplemente se ha descargado la estancia de objetos y se le ha dado mucha luminosidad con el blanco como color predominante. Además, el aparador colgado, aporta ligereza al espacio.

PhotoGrid_1451165037814[1]

PhotoGrid_1451164888920[1]

La madera natural en el sobre de la mesa, el aparador y suelo, aportan calidez, totalmente necesario cuando basamos nuestra decoración en colores tan fríos como el blanco.

Un par de objetos decorativos, un centro de frutas o florero aportan un toque de color, y son suficientes para decorar de manera exquisita.

PhotoGrid_1451165613417[1]

PhotoGrid_1451165357439[1]

Qué os parece? Menudo cambio, verdad? Os animáis a cambiar vuestro salón?

Vía Nalles House

Comments are closed.